Subscribe to My Feed




Add to Technorati Favorites



KudoSurf Me!

The Temas Blog at Blogged


Tell a Friend




  • Polls

    How Is My Site? / ¿Cómo es mi sitio web?

    View Results

    Loading ... Loading ...
  • Recent Comments:


  • Get your own Widget


    « | Home | »

    World Bank: Climate Change Adaptation Could Cost $75-100 bn/yr / Banco Mundial: la adaptación al cambio climático costará US$75.000-100.000 millones al año

    By Keith R | September 30, 2009

    Topics: Climate Change | No Comments »

       Adicionar artigo ao Total News      
    1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (No Ratings Yet)
    Loading ... Loading ...


    From the  World Bank:

    Adapting to Climate Change to Cost US$75-100 Billion a year

    • New global estimate for cost of adaptation to climate change in developing countries

    The costs of adaptation to climate change in developing countries will be in the order of US$75-100 billion per year for the period 2010 to 2050 according to preliminary findings in a new global study from The World Bank.

    The Economics of Adaptation to Climate Change (EACC) study, funded by the governments of the Netherlands, Switzerland, and the United Kingdom, is the most in-depth analysis of the economics of adaptation to climate change to date and uses a new methodology for assessing these costs.

    The new approach involves comparing a future world without climate change with a future world with climate change. The difference between these two worlds entails a series of actions to adapt to the new world conditions. The costs of these additional actions are the costs of adapting to climate change.

    In the draft consultation document released today, a key part of the overall analysis involved estimating adaptation costs for major economic sectors under two alternative future climate scenarios: “wet” and a “dry”. Under the relatively dryer scenario the adaptation cost is estimated at US$75 billion per year, while under the scenario that assumes a future wetter climate it is US$100 billion.

    “Roughly the costs of adapting to a 2o°C warmer world are of the same order of magnitude as current Overseas Development Assistance” said Katherine Sierra, World Bank Vice President for Sustainable Development. “Faced with the prospect of huge additional infrastructure costs, as well as drought, disease and dramatic reductions in agricultural productivity, developing countries need to be prepared for the potential consequences of unchecked climate change. In this respect, access to necessary financing will be critical.”

    “The World Bank study makes plain that taking action in favor of adaptation now can result in future savings and reduce unacceptable risks,” said Bert Koenders, Dutch Minister for Development Cooperation. “At this point, the costs this will entail can still be borne by the international community, to judge by the GDPs of rich countries, but for poor countries they are unacceptably high. More than ever, mitigation, adaptation and development cooperation are needed to make the poor less vulnerable to climate change. International public financial support for adaptation in the poorest developing countries should be new and additional, so as not to jeopardize the Millennium Development Goals.”

    The EACC study has two broad objectives. The first is to develop an estimate of the global costs of adaptation in developing countries. The second is to help decision makers in developing countries to better understand and assess the risks posed by climate change and to better design strategies to adapt to climate change, particularly keeping the most vulnerable communities in focus. A second report, based on seven country case studies, will be produced by spring 2010, focusing on the second objective.

    The report released today finds that the highest costs will be borne by the East Asia and Pacific Region, followed closely by Latin America and the Caribbean, and Sub-Saharan Africa. The drier scenario requires lower adaptation costs in total in all regions, except South Asia.

    “The EACC study provides a range of estimates for a world in which decision makers have perfect foresight,” says Sergio Margulis. “In the real world where decision makers hedge against a range of outcomes, the actual expenditures are potentially higher than this.”

    The report stresses that development strategies must maximize flexibility and incorporate knowledge about climate change as it is gained. It also finds that adaptation costs decline as a percentage of GDP over time, suggesting that countries become less vulnerable to climate change as their economies grow.

    “Economic growth is the most powerful form of adaptation,” said Warren Evans, Director of the World Bank’s Environment Department. “However, it cannot be ‘business as usual’. Adaptation minimizes the impacts of climate change, but it does not address its causes. There is no substitute for mitigation to reduce catastrophic risks,” he said.

    In the study, adaptation costs for all developing countries are estimated for the major economic sectors using country-level data sets that have global coverage, including partial assessment of costs of adaptation for ecosystem services. Cost implications of changes in the frequency of extreme weather events are also considered. The study is the first to develop a workable definition of adaptation costs that can set the stage for common understanding of what adaptation entails, what role development plays in adaptation, and what policy changes are needed to facilitate adaptation. It also highlights that many questions remain, and that further work is essential.

    ________________

    Desde el Banco Mundial:

    La adaptación al cambio climático costará entre US$75.000 millones y US$100.000 millones al año

    • Nueva estimación global del costo de la adaptación al cambio climático en los países en desarrollo

    De acuerdo con las conclusiones preliminares de un nuevo estudio global realizado por el Banco Mundial, los costos de la adaptación al cambio climático en los países en desarrollo serán del orden de los US$75.000 millones-US$100.000 millones al año durante el período de 2010-50.

    El estudio titulado Economics of Adaptation to Climate Change (Economía de la adaptación al cambio climático o EACC), financiado por los gobiernos de los Países Bajos, Suiza y el Reino Unido, es el análisis más pormenorizado de la economía de la adaptación al cambio climático que se haya realizado hasta la fecha y en él se emplea una nueva metodología para evaluar estos costos.

    El nuevo planteamiento consiste en realizar una comparación entre un mundo futuro sin cambio climático y un mundo futuro con cambio climático. La diferencia entre estos dos mundos conlleva un conjunto de medidas de adaptación a las nuevas condiciones mundiales. Los costos de estas medidas adicionales son los costos de la adaptación al cambio climático.

    En la versión preliminar del documento de consulta que se dio a conocer hoy, una parte fundamental del análisis global consistió en estimar los costos de la adaptación para los principales sectores económicos en el marco de dos escenarios climáticos diferentes: uno “húmedo” y otro “seco”. En el escenario futuro relativamente más seco, se estima que el costo de la adaptación asciende a US$75.000 millones al año, mientras que en el escenario futuro en el que se presupone un clima más húmedo, la cifra asciende a US$100.000 millones.

    “Los costos de la adaptación a un mundo 2oC más cálido son, aproximadamente, del mismo orden de magnitud que la actual asistencia externa para el desarrollo”, manifestó Katherine Sierra, vicepresidenta de Desarrollo Sostenible del Banco Mundial. “Frente a un panorama que incluye infraestructura adicional con un costo enorme, sequías, enfermedades y una marcada disminución de la productividad agrícola, es fundamental que los países en desarrollo estén preparados para afrontar las consecuencias potenciales del cambio climático descontrolado. En este respecto, el acceso al financiamiento necesario será crucial”.

    “En el estudio del Banco Mundial queda claro que adoptar ahora medidas a favor de la adaptación puede generar ahorros en el futuro y reducir los riesgos inaceptables”, sostuvo Bert Koenders, ministro de Cooperación para el Desarrollo de los Países Bajos. “En este punto, la comunidad internacional todavía puede sufragar los costos de estas medidas, a juzgar por el producto interno bruto (PIB) de los países ricos, pero las sumas exceden las posibilidades de los países pobres. Como nunca antes, es necesario cooperar en las esferas de mitigación, adaptación y desarrollo para lograr que los pobres sean menos vulnerables al cambio climático. La comunidad internacional debería destinar apoyo financiero público nuevo y adicional para actividades de adaptación en los países en desarrollo más pobres, de manera tal de no poner en peligro la consecución de los objetivos de desarrollo del milenio”.

    El estudio EACC tiene dos objetivos amplios. El primero consiste en elaborar una estimación de los costos globales de la adaptación en los países en desarrollo. El segundo es ayudar a las autoridades decisorias de los países en desarrollo a comprender y evaluar mejor los riesgos que plantea el cambio climático y a formular estrategias más adecuadas en materia de adaptación al cambio climático, que tengan en cuenta especialmente a las comunidades más vulnerables. Para la primavera de 2010, se dará a conocer un segundo informe que, sobre la base de siete estudios de casos de países, se centrará en el segundo objetivo.

    En el informe publicado hoy se señala que la región de Asia oriental y el Pacífico tendrá los costos más elevados, seguida de cerca por América Latina y el Caribe y África al sur del Sahara. En la hipótesis de clima más seco, el total de los costos de la adaptación es más bajo en todas las regiones, con la salvedad de Asia meridional.

    “El estudio EACC ofrece diversas estimaciones para un mundo en el que las autoridades decisorias tienen previsión perfecta”, afirma Sergio Margulis. “En el mundo real, donde las autoridades decisorias toman recaudos para evitar una variedad de resultados, los gastos efectivos son potencialmente superiores a estas cifras”.

    En el informe se resalta la importancia de incorporar en las estrategias de desarrollo la mayor flexibilidad posible así como los conocimientos sobre el cambio climático a medida que se vayan obteniendo. También se establece que los costos de la adaptación disminuyen como porcentaje del PIB con el correr del tiempo, lo que parece indicar que los países se vuelven menos vulnerables al cambio climático cuando sus economías crecen.

    “El crecimiento económico es la forma más poderosa de adaptación”, manifestó Warren Evans, director del Departamento del Medio Ambiente del Banco Mundial. “Empero, no basta por sí solo. La adaptación reduce al mínimo los impactos del cambio climático, pero no resuelve sus causas. Para reducir los riesgos de catástrofes, nada reemplaza a la mitigación”.

    En el estudio, se estiman los costos de la adaptación para los principales sectores económicos de todos los países en desarrollo utilizando conjuntos de datos de los países que tienen cobertura mundial, así como una evaluación parcial de los costos de la adaptación para los servicios que prestan los ecosistemas. Además, se tiene en cuenta la incidencia de las variaciones en la frecuencia de los fenómenos atmosféricos extremos en los costos. Por primera vez, se formula una definición de los costos de la adaptación que es viable y puede sentar las bases para establecer una manera común de entender qué entraña la adaptación, qué función le cabe al desarrollo en la adaptación, y qué cambios de política son necesarios para facilitarla. También se pone de relieve que aún quedan muchas cuestiones por resolver y que es fundamental profundizar la labor.

    Tags: , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

    Subscribe to My Comments Feed

    Leave a Reply